Hoy os proponemos una situación y os hacemos una pregunta muy sencilla: Y tú, ¿qué harías?

Es viernes y como muchas otras veces has quedado todo el grupo para salir de fiesta en una discoteca que hay a las afueras de la ciudad. Hace días que no os veis, que a finales de trimestre se acumulan los exámenes y los trabajos… y no queda mucho tiempo libre. ¡Así que hoy hay que aprovechar!

A las 22 h os encontráis en el parque de la estación, la discoteca seguro que estará vacía tan temprano y además consumir allí es bastante caro. Además, pagáis entrada, la pasta no llega para todo.

 

 

Una amiga trae un altavoz, se conecta al móvil y suena brutal. Entre 3 o 4 se han organizado para comprar alcohol, hielo y vasos para todo el grupo. La gente va llegando y poco a poco el ambiente se va animando. Se empieza a repartir alcohol y también se hacen cuentas. Un par llegan en moto. Al cabo de una hora ya hay más de 10 personas. Un amigo propone hacer una foto de grupo para el insta. Alguna gente trae más alcohol para compartir. Hay gente que se apalanca a fumar. Unos colegas llaman que ya están en la discoteca, y preguntan cuando tardaréis en ir hacia allá.

Hacia las 00:30h la gente empieza a moverse hacia la discoteca, que no está muy lejos, pero son unos 20 minutos caminando y hace frío… y sí, también da pereza. Una amiga dice: «¿Como vamos?». Las de la moto, la dejan aparcada en el parking de la estación, ya la pillarán mañana. Algunas más dicen que van acercándose, que total a pie es lo más rápido. Al final una de las del grupo comenta que si queréis pilla el coche, que lo tiene aparcado al lado de casa, a dos minutos. Hace tres meses que tiene el carné. Pero dice que ha bebido un poco; de hecho, todas las personas que quedéis ha bebido.

Y tú, ¿qué harías?